No trataremos aquí los problemas de la nomenclatura, si llamar a esta especie Eriocactus grossei, Notocactus schumannianus var. grossei o diferente…
De todas maneras, estas plantas no se parecen a las de la descipción original de Nicolai del Echinocactus schumannianus y Ritter la considera como Eriocactus grossei.
El habitat se encuentra a 550 metros, casi en la cima de un cerro de piedra granitica, el cual tiene vegetación boscosa en su mayoría y un clima subtropical y húmedo. Los cactus se encuentran exclusivamente en lugares abiertos, entre bloques y grietas de granito, donde la otra vegetación no obtiene suficiente alimento. Aquí también se encuentran Tillandsias, Dyckias, Orquídeas (Brassavola, Cyrtopodium) y una Peperomia, como también, en zonas más sombreadas, Selenicereus setaceus, Cereus forbesii (?), Monvillea paxtoniana, Opuntia retrorsa y Cleistocactus paraguariensis. En el bosque alto crecen grandes ejemplares de Brasiliopuntia brasiiensis con hasta 8 metros de altura.
El sustrato se compone de raices de Bromelias, algo de humus de hojas y es muy aireado. El clima es cálido y húmedo por casi todo el año, con temperaturas entre 8 y 35 grados. Las rocas constituyen una reserva de calor, por lo que no esxisten heladas en el invierno. Además casi siempre hay bastante viento en las alturas del cerro. Durante la primavera y en el otoño hay mucha neblina y las plantas reciben abundante humedad. Los ejemplares mayores de Parodia schumanniana están cubiertos en su base con líquenes, por lo que pienso que no sería equivocado, tratar a estos cactus igual que a las orquídeas.

Esta especie no parece estar amenazado por ahora, ya que existen en la zona por lo menos 20 laderas abiertas y similares. Por suerte, no es fácil llegar a esos lugares y no se pueden usar para la agricultura!

Anuncios